Aula de Finanzas Personales

Finanzas Personales: ¿Por qué TÚ eres lo más importante?

En este artículo te voy a explicar qué son las Finanzas Personales y por qué tú eres lo más importante y debes interesarte por ellas, tanto si tus ingresos son altos o como si son bajos.

¿Qué son las Finanzas Personales?

Cuando nos referimos a Finanzas Personales hablamos de la administración del dinero que circula por tus manos o las de tu familia.

El dinero no es otra cosa que una herramienta. Esta herramienta se usa como medio de intercambio para conseguir productos o servicios. O simplemente para determinar valor.

Como herramienta que es el dinero tenemos que saber utilizarlo.

Debemos adquirir la habilidad, la destreza y la práctica necesarias para lograr ponerlo a nuestro servicio.

Como hace el pintor con su pincel cuando aprende a pintar.

¿Qué piensas cuando escuchas la palabra FINANZAS?

Muchas personas cuando escuchan la palabra Finanzas piensan en grandes cifras, en algo complejo y alejado de ellas.

Se asocia la palabra Finanzas a Estados, Empresas, grandes empresarios, altos cargos y ejecutivos.

Nada más lejos de la realidad.

TODOS administramos dinero (Finanzas). Todos sin excepción.

Ya sea en pequeñas o grandes cantidades, todos administramos NUESTRO dinero.

Administramos dinero por el hecho de trabajar y cobrar un salario.

Administramos dinero cuando vamos al super, cuando pagamos la luz o el agua. También cuando compramos una entrada para ver un espectáculo.

En definitiva cuando compramos cualquier cosa, por insignificante que sea.

También administramos dinero cuando ahorramos o cuando invertimos.

La administración del dinero (Finanzas) de los Estados o Empresas está en manos de expertos administradores. Ellos han estudiado durante muchos años para aprender a gestionar las grandes (o pequeñas) cuentas.

Estos expertos han aprendido a utilizar herramientas, metodologías, procesos y sistemas para tener el control y para sacar el mayor provecho del dinero que circula por las arcas de esa Empresa o Estado.

Usan sus conocimientos aprendidos para dar el mejor uso a la herramienta dinero. Para tomar las mejores decisiones y poner el dinero al servicio de los objetivos del Estado o Empresa.

Como hace el pintor con el pincel cuando pinta ya un hermoso cuadro.

Una familia o una persona, es como una pequeña empresa: tiene sus ingresos y sus gastos, y entre ellos una cantidad de decisiones a tomar.

La mayor diferencia entre una familia y un Estado o Empresa es que quien toma las decisiones sobre cómo usar la herramienta dinero es una persona sin formación específica sobre cómo poner esta herramienta a su servicio.

De esta forma muchas personas y familias NO tienen el control sobre su economía.

No tienen ni la información ni la formación mínima para poder tener ese control tan básico para un mínimo bienestar económico personal o familiar.

Pero solo con esto no basta.

 

La PERSONA y su conducta: 80% del éxito (o del fracaso)

La mayoría de personas NO ha recibido ningún tipo de formación acerca de cómo administrar su dinero. Ni tras muchos años de estudios (primaria, secundaria e incluso la universidad).

Paradójicamente TODAS las personas van a tener que administrar dinero.

(En este punto no me detengo hoy, da para escribir un artículo aparte. Esta paradoja me ha inquietado gran parte de mi vida).

Otras personas, aún estando formadas, toman malas decisiones para su economía. No porque no sepan. Sino porque están gobernadas por pensamientos, creencias y sobretodo por las emociones.

Con la formación adecuada ponemos el foco en los conocimientos, la razón, la lógica y la organización.

Pero nos olvidamos de la parte de nuestra conducta (miedos, impulsos, creencias, hábitos, etc).

Dave Ramsey escribió en su libro “The Total Money Makeover” (la traducción al español se tituló: “La Transformación total de tu dinero”):

“El conocimiento financiero representa sólo el 20%, el 80% tiene que ver con nuestro comportamiento”

En forma de ecuación sería:

Finanzas (20%) + Personales (80%) = Control sobre nuestro dinero

Esta misma ecuación la podríamos aplicar a perder peso:

La clave del éxito está en qué hacemos o comemos (80%) cuando estamos en el proceso de perder peso, más que en cómo es la dieta (20%).

Puede que la dieta influya en cómo nos vamos a comportar. Pero si sabiendo qué es lo que deberíamos comer (y lo qué no), y no lo hacemos, no vamos a lograr nuestro objetivo (perder peso).

En general, las personas solemos tomar buenas y malas decisiones sobre nuestro dinero.

Pero tan solo unas pocas malas decisiones pueden amargar (y arruinar) nuestra vida y la de nuestra familia para siempre. Aunque los efectos de esas decisiones no se vean hasta al cabo de unos años.

Muchas de las decisiones sobre el dinero (más de las que pensamos) las solemos tomar influenciados por nuestras emociones. Y nuestras emociones no siempre las podemos controlar (ni siquiera reconocer!).

“El 95% de nuestras decisiones de compra no son racionales. Cuando ya hemos razonado y tomado una decisión, nuestra parte más emocional y primitiva ya la había tomado antes” como nos cuenta Raúl Brito Cubas en este artículo .

En el mundo del marketing, y especialmente del Neuromarketing, lo saben muy bien y lo usan a su favor.

Se diseñan y se ejecutan múltiples estrategias de marketing y venta para llegar a nuestras emociones. A la parte más primitiva de nuestro cerebro que es quien va a tomar la decisión de gastar o invertir nuestro dinero.

Después, con la decisión ya tomada, la parte racional de nuestro cerebro encuentra los argumentos necesarios para convencernos que es una decisión correcta.

En definitiva, tú eres la parte más importante. Tu conducta y tu relación con el dinero es la parte que menos has trabajado en tu vida.

Es aquí donde aparecen las Finanzas Personales.

La Misión de las Finanzas Personales

Las Finanzas Personales se concentran en divulgar conceptos teóricos e información básica sobre el funcionamiento real del dinero y los instrumentos (tarjetas, préstamos, créditos, tasas, etc.).

Y sobretodo, las Finanzas Personales se enfocan en la parte más humana (conductas, hábitos, motivaciones, valores, objetivos…). Nos hacen conscientes de las conductas y nos proporcionan herramientas prácticas para lograr tener el control.

Las Finanzas Personales te ayudan a protegerte de tus impulsos y tus miedos. Aplican sistemas, reglas y herramientas de control que tú mismo defines para tu propio bien. Para lograr tus propios objetivos.

La MISIÓN de las Finanzas Personales es darte el control TOTAL sobre tu dinero y ponerlo a tu servicio.

Para que tengas la total Tranquilidad Financiera.

Para mejorar tu Bienestar Financiero.

Para mejorar tu CALIDAD DE VIDA y la de tu familia (y la de todas tus relaciones, a nivel laboral, social, global).

Para que pintes con tu pincel el paisaje más hermoso para tu futuro.

 

>>Te invito a compartir y recomendar este artículo para que otros lo vean.

>> ¿Tienes el control de tu economía? Te invito a que te descargues la Guía Gratuita para ayudarte a tomar el control de tu economía.

>>Te invito también a que conozcas este CURSO  pensado para ayudarte a mejorar tu situación económica.

>>Te agradezco que hagas tus comentarios sobre este tema para enriquecerlo.

>>Te invito a seguirme para que puedas continuar viendo más contenido y recursos sobre Finanzas Personales que te puedan ayudar a hacer una vida más fácil y a mejorar tu calidad de vida, la de tu familia, la de tu empresa, la de tu barrio, la de tu ciudad…

Subscríbete y recibirás las novedades y artículos del Aula
para mejorar la gestión de tu economía

Donde aprendés a gestionar tu dinero

Ayudo a las personas a mejorar su situación económica a través de formación orientada a mejorar la gestión de su dinero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.